Muchas personas creen, que el mundo se está poniendo extraño año por año. Todo parece más caótico, Recuerde la palabra “caos”, vamos a volver a ella porque es muy relevante, a lo que vamos a examinar en este video.

El clima esta raro, Todo lo que tienes que hacer es mirar por la ventana o ver las noticias, y te darás cuenta de que las cosas, meteorológicamente, parecen estar un poco locas.

• Tres veces este último invierno, las temperaturas pasaron de menos diez a mas diez Celsius en un período de 24 horas, aquí donde vivo. Ese es un cambio de temperatura muy drástico, pero parece ser la norma ahora.
• Este es el segundo año consecutivo, que el continente del norte ha sido absolutamente golpeado por frentes de clima súper frío. Ya parecía una edad de hielo por aquí, y luego, rápidamente hay una ola de calor que te hace preguntarte, si el calentamiento global está a punto de patear en marcha rápida.
Pero no es sólo el clima, que está más impredecible y extraño, también hay mucha extrañeza en general.

Por ejemplo, se escucha de plagas de arañas atacando pueblos, y sonidos y luces extrañas en el cielo.  Parece que todo se está volviendo cada vez más raro y extraño. Si no me crees, ve a YouTube y busca algo así como, “Acontecimientos extraños del año,” o algo similar. Obtendrás una gran cantidad de videos de YouTube, que podría hacer que tu cabello se vuelva blanco.

Pero, ¿cómo explicamos todo esto?

Muchos hablan sobre el calentamiento global. Muchos científicos dicen que han demostrado que el mundo se está calentando.

Pero en realidad, demostrar que el calentamiento global es real. es un asunto complicado. Lo creas o no, esa última oración fue muy difícil de emitir. La razón de esto es que la agenda del calentamiento global ha ido más allá de una simple teoría, y se ha vuelto a un tipo de hecho teológico. No estar de acuerdo con esta “teoría,” del calentamiento global, puede ser similar a debatir una religión.

Pero para hablar de la alta extrañeza últimamente, debemos comenzar con esta arruga bastante grande.

Este artículo no está escrito para tratar de probar o refutar el calentamiento global, tampoco está escrito como un punto de lanzamiento para tratar de debatir, modelos climáticos globales. Es un artículo que propone una teoría para tratar de explicar, por qué las cosas parecen tan extrañas últimamente.

Para explicar esto, tenemos que comenzar explicando que la exactitud de los modelos de calentamiento global, los que se utilizan para tratar de predecir los cambios climáticos globales, y dar crédito a la teoría del calentamiento global, no son tan exactos como algunos podrían suponer. Un ejemplo simple de este hecho, se puede determinar examinando el pronóstico del tiempo local.

Mientras que el meteorólogo, puede predecir ciertas condiciones atmosféricas, la precisión de estas predicciones no son tan buenas, a través del tiempo. Ciertamente, dentro de los primeros dos o tres días, la mayoría de las previsiones meteorológicas son bastante buenas, pero esta exactitud tiende a disminuir con bastante rapidez, a medida que se añaden mayores cantidades de tiempo a la ecuación. En otras palabras, los modelos meteorológicos funcionan bien cuando se trata del clima de mañana y tal vez al día siguiente, pero fallan miserablemente cuando se trata de predecir, cómo va a ser el clima de la próxima semana, o la semana siguiente.

La mayoría de los pronósticos meteorológicos, utilizan un tipo de modelado meteorológico global. Las matemáticas y el software utilizados para estudiar el clima del mañana, son casi idénticos a los utilizados para estudiar el calentamiento global. Los programas grandes y muy complejos se organizan, y se ejecutan a través de súper computadoras. Estos programas, intentan replicar las condiciones globales actuales, y usando algoritmos lógicos, intentan predecir las condiciones climáticas globales pasadas y futuras. La exactitud de estos modelos es buena, pero no perfecta, no pueden predecir todas las variaciones posibles, y como resultado su precisión falla con el tiempo, como se puede ver fácilmente, estudiando la precisión de las predicciones meteorológicas locales. Si la precisión de estos modelos falla con el tiempo, entonces usar estos modelos para predecir el calentamiento global puede ser bastante difícil, por decir lo menos.

Usando estos modelos matemáticos altamente complejos, los científicos tratan de determinar las temperaturas globales pasadas, y predecir las futuras. Mientras que el meteorólogo local utiliza modelos similares para tratar y predecir el tiempo dentro de un par de días y semanas, los modelos más grandes y más complejos se utilizan para tratar de determinar, y predecir los cambios de temperatura global, dentro de cientos, y miles de años.

Ciertamente, hay mucho más en estudio cuando se trata del calentamiento global. Pero como he dicho, esto no es un artículo escrito para debatir el tema; Este es un artículo que intenta explicar la “alta extrañeza” de nuestro mundo actual, y mis teorías tienen una relación directa con los modelos matemáticos, que se están utilizando ahora para estudiar los patrones climáticos globales.

¿Por qué entonces, es que estos modelos matemáticos no son tan buenos para predecir el clima, especialmente a través del tiempo? ¿Por qué es que con el poder de procesamiento de nuestros supercomputadoras actuales, no parecen ser capaz de predecir, cómo va a ser el clima la próxima semana?

La respuesta simple a esto es: Caos.

Para ser más preciso, puedo decir que la respuesta está en el ámbito de la matemática del caos. Esta es una rama de las matemáticas que intenta estudiar sistemas dinámicos, sistemas altamente complejos. La mejor manera de explicar esto, sería pensar en una luna orbitando un planeta:

Si tienes una luna en órbita alrededor de un planeta, como la que tenemos aquí en la tierra, entonces es bastante fácil predecir la órbita de esa luna sobre el tiempo. Pero tan pronto como introducimos otra luna en esta ecuación, predecir la órbita de una luna en particular se hace muy difícil. La predicción en realidad va de difícil a imposible, lo más lejos que se intenta predecir la órbita en el futuro lejano.
Ahora, imagina la introducción de diez más lunas en la órbita de un planeta. Cada luna afecta la órbita de las otras lunas, haciendo imposible cualquier tipo de predicción sobre largo tiempo. Además, no olvidemos que este no es un sistema cerrado, la atracción gravitacional de otros planetas, y estrellas puede afectar también la órbita de nuestras lunas, por ejemplo. Éste es el problema con la medición estadística futura, o la mayoría de predicciones basadas en modelos matemáticos. Cuanto mejor sea el modelo, mejor será la predicción de eventos pasados y futuros, pero todos estos modelos fracasan a lo largo del tiempo.

Si usted ha oído hablar de la matemática del caos, entonces usted muy probablemente ha oído hablar del efecto de la mariposa también:

Esta teoría básica nos dice que, las acciones pequeñas pueden ser la causa de grandes efectos en un sistema no lineal determinista. El matemático Edward Norton Lorenz, acuñó la frase, “El efecto mariposa,” para intentar explicar cómo las acciones muy pequeñas (como las alas de una mariposa) podrían causar enormes efectos (como un huracán) en un complejo sistema interrelacionado a lo largo del tiempo.

Usando las analogías antedichas, usted puede ver cómo predecir el tiempo sería una cosa increíblemente difícil, usando modelos contemporáneos de clima. Estos modelos, se componen de un gran número de “conjuntos”, que actúan muy parecido a una luna o una mariposa. Si es imposible predecir la trayectoria de un par de lunas durante un cierto período de tiempo, imagínense lo difícil que sería, tratar de predecir las configuraciones meteorológicas que se componen de miles (o millones) de unidades probabilísticas.

Ahora puede ser el momento en que usted se pregunta, ¿qué tiene que ver todo esto con el tiempo extraño y los eventos extraños?

La respuesta a todo esto, basada en mi teoría, es simplemente: la población humana
Este gráfico demuestra que crecimos de una población mundial, de alrededor de dos millones y medio en la década de 1950, a más de 7 millones y medio a finales de 2016. Eso es un crecimiento increíble en la población.

Si pensamos en la Tierra como nuestro sistema no lineal, y pensamos en cada ser humano individual como una mariposa, entonces podríamos ver cómo, la introducción de miles de millones de individuos nuevos, podría tener un efecto increíblemente poderoso en ese sistema.

Cuando agrega más unidades aleatorias a un sistema en particular, el sistema se vuelve más complejo. En general, cuando el sistema se vuelve más complejo, existe una tendencia hacia una mayor aleatoriedad; En otras palabras, más caos.

Como puede ver, esta idea no descarta el calentamiento global. El calentamiento global podría ayudar a explicar gran parte del tiempo extraño que estamos experimentando, pero “demostrar” que las temperaturas climáticas globales se incrementarán con el tiempo, sin ninguna desviación, es mucho más difícil, y por eso en mi opinión, el calentamiento global sigue siendo una teoría en mis ojos.

Sin embargo, hay algo que se puede probar usando la matemática del caos en este momento, es decir, que la introducción de tantos nuevos seres humanos, en el ecosistema terrestre está haciendo que el sistema sea más aleatorio, caótico y extraño. Si una mariposa en el Amazonas, puede ayudar a crear un huracán al otro lado del mundo, entonces imagínese lo que 7 mil millones y contando, de seres humanos pueden hacer sobre la tierra.

Pueda ser que usted dice que esto podría explicar el clima extraño, pero, ¿Por qué estarán pasando esas otras cosas tan extrañas?

Bueno, sin duda podemos considerar la posibilidad de que el mundo siempre fue tan extraño, la única diferencia es que ahora hay mucha gente que mantiene teléfonos, que pueden grabar cualquier cosa al instante. Tal vez nada ha cambiado, sólo hay más gente viendo y grabando todo.

Pero hay otra teoría que podríamos considerar. Y esa es la posibilidad de que, son los pensamientos e intenciones de estos 7 mil millones más individuos, que están haciendo que el mundo está más y más extraño cada día.

Si estás viendo este video, entonces es posible que creas en el poder del pensamiento. Este canal de vídeo se centra no sólo en los fenómenos paranormales, sino también en las posibilidades y potencialidades del pensamiento y la intención humana.
Creo que los pensamientos son cosas, que la intención interna crea un efecto externo, y es posible que usted pueda creer lo mismo.

Ahora, usando nuestra posible creencia mutua, considere lo que una población cada vez más grande debe estar creando sobre el mundo. Si el poder de la intención y del pensamiento es real, y la probabilidad de la manifestación de una cosa aumenta, con la cantidad de energía del pensamiento aplicada a ella. ¿qué deben hacer entonces, miles de millones de intenciones al planeta en este momento?

Podemos considerar como  pensamientos, y creencias pueden ser como un patrón que existe igual a un modelo de clima. Este patrón, o este modelo de pensamientos, creencias e intenciones, fluye dentro y alrededor del planeta, ya que diferentes personas piensan y sienten cosas diferentes. A medida que los diferentes memes (o creencias) se instalan y asumen ciertas áreas, pueden ser vistos como tormentas que toman impulso y barren sobre los continentes.

Pensamientos de Dios, Armagedón, la libertad, miedo, el clima político, y tal vez santa Claus, se entremezclan. Pensamientos de una naturaleza similar se unen, y se reúnen en patrones de pensamiento más grandes, tal vez incluso creciendo hasta convertirse en un modelo de creencia completo, con la capacidad de cambiar los corazones y las mentes de millones.

Si los pensamientos son cosas, entonces la razón de la alta extrañeza es bastante obvia, más gente. Esta gran populación de gente, gracias a sus pensamientos e intenciones, está manifestando la extrañeza que ahora se ve en el mundo. Y como sabemos que la población humana está aumentando más y más todos los días, definitivamente podemos contar con una cosa:

¡Las cosas se pondrán más extrañas!